Latte, latte Art

Mientras armaba mi investigación sobre el Latte Art, me di cuenta que tengo emociones encontradas al respecto. No me malinterpreten, no quiero decir que soy una total detractora porque he intentado practicarlo en varias ocasiones sintiéndome muy feliz luego de lograr una pequeña y deforme mancha parecida a un corazón 😁 pero ya les daré mis motivos.


Es bastante curioso saber que uno de los grandes maestros…o mejor dicho El Maestro del Latte Art, el Italiano Luigi Lupi conociera por primera vez la planta del Café en mi país, específicamente en la Colonia Tovar cerca de La Victoria en el estado Aragua here in Venezuela. En esta región en particular se asentaron inmigrantes Alemanes a long time ago donde la arquitectura tradicional, costumbres y calidad de vida te transporta literalmente a otro mundo.

Cuando Luigi regresa a su natal Italia ocurre un antes y un después en el Mundo del Café pero, él no fue quien precisamente inventó el Latte Art, es el hombre que perfeccionó la técnica y hasta el sol del hoy la persona que creó esta magia permanece en el total anonimato.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Luego de varios años como barista en su propio café, se certifica con SCAE y de allí en adelante crea una serie de cursos de reconocimiento mundial, no sólo de Latte Art, incluye barismo, desarrollo de habilidades sensoriales, introducción al café y mas.


 

Ahora bien, los motivos por el cual tengo cierta fascinación/odio al Latte Art es por que esta rayando en algo indispensable en cuanto a las habilidades del barista se refiere. Es una tendencia que es bonita pero que esta sacrificando café de muy buena calidad haciendo cambios que cada vez me hacen percibirlos más y más. El café pasa a un segundo plano -por no decir el último- para ejecutar una figura inmaculada, consistente y sin deformación.

 

La diferencia entre un Capuccino o lo que quieras con y sin Latte Art lo sientes en textura, aroma y sabor; cosa que curiosamente está ocurriendo que un Capuccino mal elaborado se compensa con el adorno del tulipán de crema o de la crema hecha tulipán.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Ahora me pregunto sin alguna muestra de desdén, ¿A qué costo somos capaces de sacrificar calidad para demostrar nuestras nuevas habilidades? ¿Café? Café hay en todo el mundo me dirán algunos, pero la realidad de hecho es otra.

Quizás los Capuccinos elaborados por los estudiantes de Luigi me hagan cambiar de opinión para reconocer que si es posible obtener un buen equilibrio sin sacrificar la calidad, aroma, sabor y textura.

En cuanto a mi se refiere, el Latte Art lo considero un reto divertido, una habilidad que no considero que me convierta en una mejor o peor barista porque dejo el café a un lado para cumplir con una satisfacción visual.

 

photo-1462917882517-e150004895fa

Al fin y al cabo es, Arte.

¿Y tú que prefieres?

 

Felices fiestas!

Jeka

¿Click to tweet? (Prometo que tomará menos de 1 minuto)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s